martes, 15 de enero de 2013

Noticia urgente: Luis Natera, poeta del mar y el naufragio, ha muerto

Esta es la noticia de urgencia: ha muerto el poeta Luis Natera, será incinerado hoy martes 15 de enero a las 22.30 en el Tanatorio San Miguel. La muerte es un hachazo al mediodía, la muerte se lleva a los mejores en un soplo. Luis Natera fue el poeta del mar, del amor, de la reflexión y del naufragio, de la muerte. “El naufragio es la base de mi última poesía, pero no un naufragio meramente físico, sino un naufragio del espíritu, del hombre que pasa por la Vida y que aspira llegar a puerto como el barco, tocar una isla, o por lo menos sobrevivir. Hay un poema dedicado a Silos, otro a Petra y así algunos más. La parte central trata el tema del amor, y la última parte se inicia con el lado metafísico de preguntas en los momentos más adversos del náufrago”. Fueron palabras pronunciadas en el Círculo Cultural de Telde hace un año, en febrero del 2012, que recogió Jesús Ruiz Mesa, con ocasión de la presentación de “Náufrago, muerto”, el libro que escribió con Adolfo García, y que aparecieron en el periódico digital Telde Actualidad.
Luis Natera nació en Las Palmas, 1950, pero vivió su infancia en Telde y en la playa de Salinetas pasaba parte de su tiempo.  Es autor de libros de poesía y de algunos ensayos literarios.. Licenciado en Filosofía y Letras por Salamanca, fue profesor ayudante de Español en el Liceo Lous le Grand de París. Ejercía su profesión como catedrático de franc`´es en el Centro de Enseñanza de Adultos de la capital y también ejerció como catedrático de francés en el IES Profesor Pérez Parrilla, hasta su jubilación. Por su poemario “Puerto de Silencio”, obtuvo el Premio del XXI Concurso de Poesía, San Lesmes, de Burgos. Posteriormente fue galardonado con el Premio Tomás Morales de Poesía 1994, por “Agrimensores de la bruma”. Casualmente, tuve la ocasión de ser jurado en aquella convocatoria del Tomás Morales, y he de añadir que por unanimidad reconocimos todos la calidad del libro, un texto deslumbrante en el que hablaba de la playa de Salinetas, el sol, la infancia. También le fue concedido un accésit en la IV Convocatoria del Premio de Poesía Ciudad de Las Palmas por el poemario “Las horas del Ángel”. Otra de sus obras son “Únicamente el Alba” “Conversación con mi hijo”, “Memoria del dolor”. Dirigió durante años la desaparecida revista Cendro, editada por el Ayuntamiento de Telde, y ha colaborado en Radio, Prensa y numerosos eventos culturales. Ha sido finalista en dos ocasiones del Premio Internacional de Poesía Fernando Rielo, por sus libros “En el revés del dios”, y “El abrazo del aire”. “El lugar del náufrago” es su publicación más reciente. Trabajos literarios todavía inéditos como “Canario cántico”, “Poemas de octubre”, “La voz del aire” y “Tejiendo sombras”. 
Luis Natera era un dinamizador cultural, era un hombre generoso a la hora de apoyar a los demás. Organizaba en la Casa de la Cultura de Telde jornadas culturales a las que me invitó más de una vez. (Ilustración: acto de presentación del libro conjunto con Adolfo García, en el Círculo Cultural de Telde, febrfero de 2012. Foto: Jesús Ruiz Mesa)


Te digo yo que el sol
es menos que la luz
y que el beso es apenas
sombra de amores.
Te digo que en un hoyo
cabe el mar
y que no hay paraísos
salvo tú,
playa de isla
para el niño barquero,
agua salada
para bañistas de membrillo,
arena ardiente
para el cuerpo aterido,
costa sagrada
para náufragos

Volver con el ocaso

Apretar bien los ojos
hasta observar los círculos dorados,
las mariposas negras
y las chispas que brillan
en la bóveda oscura
de tu yo más atento.
Parpadear como recién nacido
de espaldas a la luz.
Rescatar de la infancia
el asombro primero
y el afán por sentir el cuerpo
dn el espacio, desasido de todo
y repleto de sí.
Volver con el ocaso
a los limos profundos.

6 comentarios:

  1. Un recuerdo triste de un ser sensible, de un poeta que siempre vivirá entre nosotros.

    blog-rosariovalcarcel.blogspot.com

    ResponderEliminar
  2. Sí, era un poeta tranquilo y melancólico, enseñante de literatura, buena persona. Lo echaremos mucho de menos.

    ResponderEliminar
  3. Muy triste noticia. Una persona fina y un poeta casi secreto. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Sí: UN POETA CASI SECRETO. QUIZÁ PORQUE LA VERDADERA POESÍA ESTÁ FUERA DEL SISTEMA, VA CONTRA EL SISTEMA, POR DEBAJO DEL SISTEMA. Por tanto es secreta.

    ResponderEliminar
  5. Un poeta muy interesante, la calidad de la poasía y su sensibilidad son la base de su poética; la melancolía y la nostalgia sus ecos. Además y sobre todo, era una bellísima persona y un buen amigo. Descanse en Paz.
    Berbel

    ResponderEliminar
  6. Yo todavía no me lo creo del todo. No sé que es eso de persona fina, pero Luis Natera sí que era profundamente humano hasta la última gota de vida y para mí es un honor haberlo conocido. Su poema sobre Las Palmas de Gran Canaria aún resuena en mí, es de lo mejor que he leído, incluso escuchado de su propia voz. Descansa en paz, amigo, seguimos escuchándote en tu verso.
    Te agradezco, Luis León Barreto esta entrada.
    Un abrazo.
    Antonio Arroyo.

    ResponderEliminar